Desarrollo Infantil

PLANES DE ALIMENTACIÓN INFANTIL

Si algo es verdaderamente importante por no decir crítico en lo que se refiere al desarrollo infantil esto es, sin lugar a dudas, la alimentación. Desde el momento de la gestación misma el niño comienza a requerir una cantidad importante de nutrientes para comenzar su desarrollo y una vez que nace esto se hace cada vez más importante pues es el momento en que el cuerpo comienza a desarrollarse sin las limitantes de espacio que el útero materno presentaba. Los huesos comienzan a requerir más calcio al irse haciendo necesario ser el apoyo para la naciente motricidad del niño así como los diferentes órganos van necesitando fortalecerse y adaptarse al entorno en que estarán durante el resto de la vida. Y ni se diga al respecto de las funciones cerebrales que son las que mas requieren nutrición durante los primeros cinco años de vida.

Desarrollo Infantil

La importancia de la nutrición en el desarrollo infantil

Es por eso que debemos tener muy claro que el niño necesita estar no solo alimentado sino BIEN alimentado. Esto significa que no se trata solo de comer para saciar el hambre. Se trata de consumir alimentos que proveen los nutrientes que cada una de las partes del cuerpo requieren, y esto significa que cada tiempo de comida debe incluir cereales, frutas, verduras, lácteos, etc. De forma que cada uno de estos grupos de alimentos provea lo que le corresponde y que el niño crezca y se desarrolle de la mejor forma posible.

Lo primero que debemos tomar en cuenta al momento de diseñar planes de alimentación para niños es tomar en cuenta la pirámide de los alimentos la cual es la más importante guía para saber que alimentos son los más importantes que se deben consumir y en que medida para lograr un correcto consumo nutricional.

Primero debemos tener claro que el ideal es que el niño tenga CUATRO tiempos de comida siendo estos: Desayuno, Merienda, Almuerzo, Merienda y Cena. El desayuno es la comida más importante del día pues debe proveer los nutrientes para poder tener la energía suficiente para sobrellevar el día, este podría ser un menú de guía:

Desayuno: Leche o yogurt, pan tostado con alguna grasa vegetal, fruta.

Merienda: Esta normalmente se toma en la escuela y debe incluir principalmente fruta, no se recomienda el consumo de zumos de lata o comerciales porque estos tienen un altísimo contenido de azúcar.

Almuerzo: Se puede jugar con pastas, arroz o papas como fuente de carbohidratos. Para la parte de las proteínas se debe incluir carnes blancas como pollo o pescado. Verduras que deben ser inflamables y fruta como el más sano postre.

Merienda: Un vaso de leche con unas galletas de cereales y algo de mermelada son lo ideal.

Cena: Verduras en cualquier forma (cocidas, puré, etc.), en el caso de las proteínas se puede consumir huevo o carne blanca que idealmente no debería ser la misma que se consumió en el almuerzo para tener un poco de variación. Finalmente frutas sea como tales o en forma de zumo para acompañar la cena.

Este menú es solo una guía que tiene por objeto permitir que como padres podamos jugar e ir creando los diferentes menús que daremos a los niños y que así estos tengan una nutrición adecuada que les permita no solo crecer sanos sino dar lo mejor de si en la escuela.

Desarrollo Infantil
No podemos dejar de insistir en que el desarrollo infantil en las primeras etapas de la vida esta integra y enteramente ligado a la nutrición que el niño tenga día con día y como padres es nuestra responsabilidad lograr esto de la mejor forma posible.